Home Enfermedades ¿Qué es el insomnio?

¿Qué es el insomnio?

por WebSalud
¿Qué es el insomnio?

Si tiene dificultades para quedarse dormido o, una vez conseguido, le resulta imposible mantenerlo, puede que esté padeciendo problemas del sueño. ¿Qué es el insomnio? Uno de los trastornos más frecuentes que puede hacer que se despierte pronto y ya no se vuelva a dormir. Incluso es bastante probable que aparezca el cansancio también después de levantarse. Hay que tener cuidado puesto que el insomnio no sólo mina tu energía y estado de ánimo, también puede afectar a la salud, al desempeño laboral e incluso a la calidad de vida.

Cada persona es un mundo, por eso hay preguntas de difícil respuesta. ¿Cuántas horas de sueño son suficientes? La gran mayoría de los adultos necesitan entre siete y ocho horas por la noche. Este trastorno es tan habitual que, en algún punto de su vida, muchos adultos lo sufren a corto plazo durante días o semanas. Casi siempre viene causado por el estrés o algún acontecimiento que resulta traumático. Si la dolencia se agrava puede convertirse en crónico y prolongarse durante, al menos, un mes.

Los síntomas

Conocido qué es el insomnio, sus síntomas son también fácilmente reconocibles. Las dificultades para conciliar el sueño por la noche, despertarse durante la misma o hacerlo muy temprano son los principales, pero no los únicos. El cansancio a lo largo del día, la irritabilidad e incluso la depresión pueden terminar generando en el insomnio. Encontrar complicaciones para prestar atención o el aumento de los errores en el trabajo también son indicativos de que podría estar sufriendo este trastorno.

En cuanto a las causas también son muy variadas, sobre todo cuando se convierte en crónico. El estrés es una de las principales. Las preocupaciones relacionadas con el trabajo, la escuela, la salud, las finanzas o la familia pueden convertirse en una losa muy pesada para la mente, que mantendrá su actividad durante la noche. Los viajes laborales e incluso los horarios de trabajo pueden llegar a actuar como un reloj, si se cambian se alterará todo.

Hay que tener cuidado con los malos hábitos de sueño. Los horarios irregulares antes de acostarse, las siestas o las actividades estimulantes antes de acostarse pueden privarnos de un sueño reparador. Alimentarse en exceso durante la noche tampoco es bueno. Una digestión demasiado pesada afectará a nuestro descanso. El abuso de las bebidas con cafeína, la nicotina o el alcohol no son recomendables, y menos si su consumo se produce a última hora de la tarde. Tal vez el alcohol pueda ayudar a conciliar el sueño, pero también evita alcanzar las fases más profundas y en un alto porcentaje de opciones hará que se despierte por la noche. Lograr un sueño reparador requiere de unas medidas básicas que ya tratamos en Websalud.es.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Deja un comentario