Home Coronavirus ¿Qué pasaría si no se aprueba el Estado de Alarma?

¿Qué pasaría si no se aprueba el Estado de Alarma?

por WebSalud
¿Qué pasaría si no se aprueba el Estado de Alarma?

Mucho se está escribiendo estas semanas sobre el Estado de Alarma y lo que pasaría si no se aprueba su prórroga. En realidad, tenemos más preguntas que respuestas, ya que el Gobierno no está preparado, a día de hoy, para un Plan B. Lo primero es dejar claro que el plan de fases de desescalada quedaría totalmente anulado a la espera de próximas acuerdos y votaciones entre Gobierno y partidos de la oposición.

Principalmente y en líneas generales, el Estado de Alarma puede dividirse en tres partes. Dejando la estrictamente política a un lado, nos quedan la sanitaria y la económica.

Residencias de ancianos

Una de las primeras medidas que se tomaron afectaban directamente a las residencias de ancianos. Estas fueron el mayor foco de fallecimientos en España y se cuentan por miles los decesos por coronavirus no contabilizados como tales dentro de sus paredes. Pues bien, hasta el 14 de marzo, dependían directamente de las CCAA, pero desde ese día, la responsabilidad pasó a ser del Ministerio de Sanidad, aunque la gestión fuera autonómica.

Pocos días después, el 19 de marzo, Salvador Illa comunicó que desde ese momento, delegaba la responsabilidad sobre las residencias de ancianos en la vicepresidencia de Asuntos Sociales, a las órdenes de Pablo Iglesias. En caso de no prorrogarse el Estado de Alarma, es de suponer que el mando de las residencias volvería a recaer en las propias autonomías.

Confinamiento sin Estado de Alarma

¿Qué pasaría con el confinamiento si no se aprueba el Estado de Alarma? De no seguir adelante, lo primero sería no poder evitar el desconfinamiento descontrolado y la libertad total de movimiento. Esto no sólo sería de cara a poder dar paseos o hacer deporte a cualquier hora, sino también para viajar a cualquier parte de España. Tampoco podrían prohibirse las manifestaciones multitudinarias.

Evidentemente, de producirse este punto, la expansión del coronavirus sería muy superior a la actual. Habría un rebrote, si bien es cierto que mucha gente ya sería inmune sin saberlo. Esto se debe a que cientos de miles de personas ya habrían superado la enfermedad durante su cuarentena, aunque la falta de test de detección no permitiría saber quién es quién. El riesgo, por lo tanto, estaría presente.

Ley de 2011

En cualquier caso, hay una posibilidad legal para mantener el confinamiento sin necesidad del Estado de Alarma. Nos referimos a la Ley de Salud Pública de 2011, que permitiría proceder con los siguientes puntos:

  1. La inmovilización y, si procede, el decomiso de productos y sustancias.
  2. La intervención de medios materiales o personales.
  3. El cierre preventivo de las instalaciones, establecimientos, servicios e industrias.
  4. La suspensión del ejercicio de actividades.
  5. La determinación de condiciones previas en cualquier fase de la fabricación o comercialización de productos y sustancias, así como del funcionamiento de las instalaciones, establecimientos, servicios e industrias a que se refiere esta ley, con la finalidad de corregir las deficiencias detectadas.
  6. Cualquier otra medida ajustada a la legalidad vigente si existen indicios racionales de riesgo para la salud incluida la suspensión de actuaciones de acuerdo a lo establecido en el Título II de esta ley.

Como puede verse, se trata de una ley relativamente genérica, por lo que habría que entrar a detallar puntos concretos de acuerdo a las votaciones en la Cámara. En este sentido, todo apunta a que sería necesario dar fin al mando único del Gobierno y pasar a contar directamente con todas las CCAA. Este punto es algo reclamado desde hace tiempo por numerosos partidos.

Otra Ley de 1986

Por otro lado y, en este sentido, existe la Ley de Medidas Especiales en Materias de Salud Pública de 1986, en cuyo tercer punto señala: «La autoridad sanitaria podrá adoptar las medidas oportunas para el control de los enfermos, de las personas que estén o hayan estado en contacto con los mismos y del medio ambiente inmediato, así como las que se consideren necesarias en caso de riesgo de carácter transmisible». Este punto abre la puerta a lo que pasaría si no se aprueba el Estado de Alarma en lo que respecta al confinamiento, pero para ello sería necesario realizar test masivos. Sin saber quién está contagiado o es inmune, no se podría obligar a la gente a quedarse en sus casas.

Los ERTE sin Estado de Alarma

Por otro lado, los ERTE es lo que más destaca en materias económicas. Son millones los españoles que están cobrando o a la espera de ello por parte del Expediente de Regulación Temporal de Empleo, mientras que otros cobran directamente una pensión de jubilación o de desempleo. Además, se habla de una renta mínima vital, algo que ya existe en algunas comunidades como la de Madrid.

En este sentido, lo que nos ocupa es básicamente el ERTE, que ha sido regulado exclusivamente como parte del Estado de Alarma y debería quedar extinguido junto al mismo. Si bien, estaría en manos del Gobierno desligarlo y acordar una ley de urgencia que permitiera salvar la situación. Esta ley debería ser consensuada entre los distintos grupos parlamentarios, algo que no ocurre durante el Estado de Alarma. Con el apoyo mayoritario, se generaría una mayor seguridad y certidumbre a los millones de familias afectadas por esta triste realidad actual.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Deja un comentario