Home Enfermedades Esta es la verdadera historia de Isabel Zendal

Esta es la verdadera historia de Isabel Zendal

por WebSalud
Esta es la verdadera historia de Isabel Zendal

La inmensa mayoría de la gente nunca había oído su nombre hasta que la Comunidad de Madrid levantó un hospital en plena pandemia de Covid-19. Isabel Zendal (1771, La Coruña) saltó directa a la fama como una enfermera española que, por uno u otro motivo, fue escogida como símbolo. Esta es la verdadera historia de Isabel Zendal.

Nacida en una familia humilde dedicada a la agricultura, Isabel era la pequeña de ocho hermanos. Comenzó a recibir clases particulares del párroco de su pueblo y a los 20 años ya trabajaba en el Hospital de La Caridad para, con 29, ser la directora de la Inclusa. Su carrera al servicio de enfermos y desfavorecidos era un hecho.

¿Por qué se le consideró la primera enfermera en misión internacional de la historia? Todo esta relacionado con la viruela. Por aquel entonces, la enfermedad más mortífera que existía acababa con la vida de casi 400.000 al año. Esto ya sería muy llamativo hoy en día, pero imaginad hace más de dos siglos, cuando la población mundial era de una octava parte que en la actualidad. Además de matar a niños y mayores, la viruela dejaba secuelas importantes a muchos de los supervivientes.

Isabel Zendal y la viruela

La medicina no era, ni mucho menos, lo que es actualmente, pero ya comenzaban a surgir algunas vacunas eficaces. En 1796, el médico británico Edward Jenner, dio con la clave. Atendió a una campesina que ordeñaba a sus vacas de unos granos extraños, pero ella le confirmó que no era viruela, pues ya había superado la cepa bovina. Con este dato, decidió realizar una serie de estudios para demostrar que, efectivamente, quienes superaban la viruela bovina quedaban inmunes a la viruela mortal. Dicho y hecho, generó vacunas efectivas mediante la inoculación de la variante bovina. ¿De dónde creías que venía la palabra ‘vacuna’? Pues sí, de la vaca.

Debemos avanzar a 1803. Carlos IV financió una expedición del prestigioso Francisco Javier Balmis con dirección al continente americano para llevar la vacuna de la viruela. De ninguna manera era posible trasladar dosis de la misma tan largo viaje, por lo que idearon otra opción. El doctor inoculó la vacuna a 22 niños de entre 3 y 9 años, para que la transportaran en su organismo durante el viaje, estando todos ellos a cargo de la enfermera Isabel Zendal. La gallega era considerada, además, en las mismas condiciones (trato y salario) que sus colegas varones. Sólo uno de los niños falleció antes de llegar al primer puerto.

Previa parada en Santa Cruz de Tenerife para empezar con las vacunaciones, la expedición partió hacia Puerto Rico. Acapulco y Filipinas fueron otros dos destinos posteriores. Esta es la verdadera historia de Isabel Zendal, la enfermera que recorrió los mares desde Galicia hasta Puebla (México), de donde nunca regreso.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Deja un comentario