Home Enfermedades El síndrome del túnel carpiano

El síndrome del túnel carpiano

por WebSalud
El síndrome del túnel carpiano

Las manos las utilizamos para casi todo. Tanto que a veces aparece el dolor. ¿Qué es el síndrome del túnel carpiano? Es el nombre que recibe un grupo de problemas que incluyen hinchazón, dolor, hormigueo y pérdida de fuerzas en la mano y la muñeca. Las mujeres tienen tres veces más posibilidades de sufrir esta patología (el STC) que los hombres.

La muñeca está formada por pequeños huesos que forman un canal estrecho, o lo que también se dice túnel carpiano. Los tendones y nervios pasan a través de esta zona desde el antebrazo hasta la mano. En ocasiones, la hinchazón y la irritación de los tendones ejercen presión en el nervio de la muñeca. Esto es lo que termina generando los síntomas del STC. Por norma general suele verse afectada la mano hábil, la que más se usa. Esto no es óbice para que más de la mitad de las personas que padecen esta patología tengan síntomas en ambas manos.

Este síndrome empieza con lentitud. Al principio se producen las sensaciones de ardor, hormigueo y entumecimiento de la muñeca y la mano. Las áreas más afectadas suelen ser el pulgar, el dedo índice y el dedo medio. En las fases más iniciales, las molestias suelen aparecer principalmente durante la noche. Según empeora la patología, el hormigueo y el dolor también pueden aparecer durante el día. Por norma general, estos dolores se sienten en la palma de la mano. Otro síntoma que aparece al avanzar la gravedad es la debilidad de las manos. Este problema llega hasta el punto de que algunas personas tendrán dificultades para coger objetos.

Factores de riesgo del STC

El síndrome del túnel carpiano (STC) tiene algunos factores de riesgo. Por un lado está la predisposición genética. Este ‘túnel’ es más pequeño en algunas personas. Esta puede ser una de las causas por las que esta patología afecta más a las mujeres. Es más, los cambios hormonales durante el embarazo y la acumulación de líquidos pueden aumentar el riesgo de las gestantes de sufrir esta patología.

No son los únicos aspectos. Los movimientos repetitivos, padecer un esguince o fractura anterior o los cambios hormonales que produce la menopausia también pueden terminar desembocando en este síndrome del túnel carpiano. Un último detalle. Los fumadores se recuperan más lentamente de esta enfermedad que los que no lo son.

Te interesa: ¿Qué es la tendinitis?

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Deja un comentario