Home Coronavirus 20.000 positivos en una semana acercan la segunda ola

20.000 positivos en una semana acercan la segunda ola

por WebSalud
20.000 positivos en una semana acercan la segunda ola

La temida segunda oleada de coronavirus podría estar ya aquí, o al menos muy cerca. Mucho se está hablando si con tal cantidad de casos, España está inmersa en ella o no. Los datos hablan por sí solos. Los más de 20.000 positivos en una semana acercan la segunda ola. Con algunas localidades ya confinadas, los brotes del patógeno siguen creciendo a diario y casi sin control hasta colocar a España como uno de los países más afectados por la pandemia.

El coronavirus está desatado. El número de contagios de las dos últimas semanas es de más de 37.500 casos. Aunque el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), Fernando Simón, insista en decir que no estamos en la segunda ola, desde el Gobierno Vasco o los sanitarios en bloque de Cádiz piensan todo lo contrario. Y es que nada menos que España tiene 680 focos de contagios que están investigándose, con unos 7.000 casos asociados a ellos.

Preocupa especialmente la situación en Aragón y Cataluña desde hace semanas, y la de Madrid y el País Vasco desde hace días. Las dos primeras siguen con cifras diarias de contagios muy altas, aunque ambas aseguran tener la situación controlada. La comunidad aragonesa tiene 122 brotes activos, con especiales problemas en Zaragoza. En Cataluña han comenzado a realizar pruebas PCR con el objetivo de detectar los asintomáticos y poder contener los contagios. Además, en los dos casos está cerrado el ocio nocturno. La Comunidad de Madrid no está mejor. En la última semana suma más de 4.000 positivos, lo que supone la quinta parte de toda España, y los brotes no paran de aparecer.

Vuelta al confinamiento

Los más de 20.000 positivos en una semana acercan la segunda ola, que algunos municipios ya viven muy de cerca. El más sonado es Aranda de Duero. Los brotes han obligado a esta localidad a volver al confinamiento, con todas las restricciones que ello conlleva. Lo peor es que no es el único municipio que se ha visto obligado a esta situación. Totana (Murcia) está en idéntico estado, así como las vallisoletanas de Íscar y Pedrajas. Cuatro áreas que ya han tenido que regresar a la etapa de mayo tras ser muy castigadas por los rebrotes.

Mientras no haya conciencia social la situación será difícil de controlar. Para que esto pase es necesario que las personas asintomáticas se queden en casa y eso, tanto si son jóvenes como por miedo a perder el trabajo, no se está produciendo.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Deja un comentario